Plan alternativo: X-Madrid

Hoy os traigo un post algo distinto y de los cuales llevaba mucho sin escribir, al igual que cuando os cuento las experiencias por Madrid que hacemos, yendo a determinados restaurantes como Ático, conociendo el autocine de Madrid Race, el cual cada vez está más de moda como ya sabréis o haciendo un Scape Room, esta vez también sin salir de Madrid os traemos un plan alternativo, moderno y diferente sin dejar de ser un plan de ocio bastante común.

Hoy os quiero hablar del nuevo centro comercial alternativo X-Madrid en Alcorcón, un centro comercial diferente, en el que se permite y casi se aclama la entrada de bikers o riders y demás deportistas y personas que busquen un sitio donde pasar un buen rato, escalando o patinando por ejemplo, ir de compras o simplemente tomar algo en alguno de sus múltiples y variados restaurantes, donde podemos encontrar desde comida mediterránea, hasta americana o japonesa entre otras.

Este centro comercial que no lleva abierto ni 10 meses, se ha convertido en un atractivo para quienes quieran buscar productos diferentes o entretenerse haciendo determinadas actividades, como la práctica de surf, que quizá en Madrid no es tan fácil practicar.

¿Qué podemos encontrar?

Cuando llegamos allí encontramos un gran parking, por lo que no hay problema a la hora de estacionar en los alrededores, también puedes ir en transporte público o incluso en bicicleta si así lo prefieres, ya que en el interior del Centro Comercial, no solo hay consigna y estacionamiento de bicis sino además posee su propio carril bici en la planta inferior del centro.

En líneas generales el Centro Comercial tiene bastante amplitud de pasillos, aunque eso signifique que algunas tiendas sean para mi gusto algo pequeñas. Parece realmente el típico edificio de polígono reformado, teniendo así un rollo muy urbano a la par que curioso, acto para casi todos los gustos, diría yo.

En cuanto a las tiendas hay algunas comunes como Drumi, de perfumería, o Pinkie, de ropa y otras no tan comunes como la tienda de cómics ECC o el Callejón Mandriagon, las cuales han sido nuestros motivos principales para ir a este centro, además de otras para frikis de la compañía reino de juguetes como Friki Market o Yo tu Fun Fan, una tienda únicamente de funkos. También hay tiendas de deportes como Munich o Roxy entre otras que no se encuentran en todos los centros comerciales. Tiendas de ropa más urbana como GRMY y hasta ecológicas como Natural World.

¿Qué más podemos hacer?

En cuanto a las zonas más de ocio aparte de simplemente ir de compras, se puede hacer prácticamente de todo, así como en Madrid Xanadú podemos esquiar, aquí podemos patinar, escalar, practicar freestyle o jugar con realidad virtual, e incluso se pude practicar surf con una ola simulada dentro de sus instalaciones y dentro de poco llegará al centro una instalación donde se tenga la oportunidad de aprender e iniciarse en el mundo del buceo

Y por supuesto, como cualquier otro centro comercial tiene cines, estos se suponen que son deluxe, es decir, que las butacas son más bien sofás que te hacen la experiencia más cómoda.

También tienen un calendario con varias actividades y eventos al aire libre concertadas para este verano 🙂

¿Qué podemos comer?

La cantidad de restaurantes la verdad es que esta genial para mi gusto, aparte de las típicas franquicias como kilómetros de pizza, hamburguesa nostra o el kiosko entre otros, la variedad está servida.

Encontramos comida americana, asiática, fusión, mediterránea, mexicana, turka y por supuesto, italiana que nunca debe faltar. Además de varios lugares donde tomar únicamente cócteles o un rico postre ÑAM!.

Nosotros cenamos concretamente en el mexicano Chido, que, a pesar de las valoraciones que leímos en google nos arriesgamos a ir porque considerábamos que merecíamos probar su tarta de queso y juzgar por nosotros mismos. Debo decir, que pese a leer que el sitio era demasiado caro para la comida que ponían, no me decepcionó como suponía que lo haría. Si bien es cierto que para la cantidad, concretamente de los tacos el precio es elevado, pero realmente estaban para chuparse los dedos (literalmente).

Nosotros nos pedimos para los dos media ración de nachos, que sin dejar de ser unos nachos de bolsa con nata y guacamole casero tenían carne por encima y salsa de queso, estuvieron bastante bien. Después también para compartir pedimos unos tacos de tempura de gambones, que fueron mis favoritos, y otros de pato, los cuales también estaban riquísimos. El fallo es el precio con lo que respecta la cantidad, vienen dos por plato, porque de calidad y sabor no hay pega alguna. Y de postre lógicamente la tarta de queso, deliciosa. Entró dentro del top 10.


En líneas generales considero que es un plan alternativo a la par que muy común, pero en el que se puede practicar determinados deportes sin ir muy lejos o visitar determinadas tiendas temáticas que no son tan fáciles de encontrar y que sienta bien tener reunidas en un mismo emplazamiento.

Además la gran variedad de restaurantes y la consigna para dejar cosas, son dos puntos fuertes que puede hacer que pases fácilmente allí toda una mañana o incluso el día, ya sea solo o con amigos. Y como punto extra, la amplitud de sus pasillos y los dispensadores de alcohol desinfectante, genera una sensación de seguridad, ya que fuera de las tiendas la distancia de seguridad esta garantizada.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s